PENSAR POKER

El equilibrio, solución ante los vaivenes del poker

Un jugador será o no exitoso si lo juzgamos a lo largo de un plazo considerable; mejor aún, a lo largo de toda su carrera. La verdad no se juega en una sola partida... Aquí, los errores más comunes generados por decisiones apresuradas.

El equilibrio, solución ante los vaivenes del poker

Por José Litvak

El poker es un juego de altibajos. Si pensamos en un plazo más o menos largo se pueden obtener excelentes resultados y luego, a causa de una pésima actitud o de una muy mala partida, parecer malísimos.

Esos instantes, esos períodos, acumulados, conforman una carrera, pero constituyen fragmentos traumáticos que deben gestionarse equilibradamente.

Es un proceso metódico. La verdad no se juega en una sola ronda, ni en una sola partida ni en un torneo.

Según Charles Lamb, “el poker es una guerra vestida de deporte”. Exige gran cantidad de energía; hay conquistas para festejar y derrotas para superar; cada batalla es singular, si nos regodeamos por una conquista y nos relajamos, creyendo que hemos triunfado, corremos el riesgo de perder la próxima y, quizá, la guerra misma.

Un jugador será o no exitoso si lo juzgamos a lo largo de un plazo considerable; mejor aún, a lo largo de toda su carrera.

Una de las consecuencias habituales es la desazón que sobreviene ante una mala “liga” y la consiguiente comprobación de la disminución del stack.

Especialmente en los torneos, muchos hacen apuestas desesperadas (primer error) y frente a un raise o un reraise, en lugar de foldear o pagar para ver el flop, se juegan all in a “lo que Dios disponga” (segundo error).

Se justifican con frases como: “Jugado por jugado, me duplico o me voy”. Y generalmente se van, porque ese raise significaba que el otro tenía un mejor juego.

Cualquier otra conducta le hubiera permitido ganar o perder menos y, fundamentalmente, seguir participando. Seguir vivo.

Como mientras hay vida hay esperanza, el desasosiego no es buen consejero. El espíritu combativo sí.

En ocasiones, los no muy experimentados (y, sobre todo, los no muy centrados) se enfocan obstinadamente en un rival, al que consideran algo así como el culpable de su mala suerte. Esto no ayuda porque el poker no es un duelo de uno contra uno, sino contra todos.

Otro error habitual producido por el descontrol, es subir de nivel de ciegas o elevar las apuestas desmedidamente, para recuperarnos lo más rápido posible: sólo lograremos perder igual de rápido.

Como enseña Jennifer Harman, una de las jugadores top de cash del mundo, “No olvides que siempre habrá otra partida, si no mañana, pasado mañana o la semana que viene. Me gusta pensar en el poker como un juego constante, que dura toda mi carrera”.

¿Quieres enterarte primero de todo lo que sucede en el mundo del poker? CodigoPoker te brinda la mejor información minuto a minuto en tu social media. Síguenos en Facebook, Twitter, Youtube y Google

NOTICIAS MÁS LEIDAS Presentadas por