DIARIO INTIMO DE UN GRINDER

Cuando el poker se transforma en un trabajo insalubre

Altibajos, situaciones contra las cuerdas, acumulación de estrés, premios millonarios y sesiones maratónicas de hasta 15 horas de juego convierten a los torneos en obstáculos difíciles de sobrellevar.

Cuando el poker se transforma en un trabajo insalubre

La mayoría de las personas se levanta siempre a la misma hora para concurrir a sus respectivos trabajos, cumple con diferentes actividades durante un período de tiempo y regresa a sus casas para continuar con su vida. En cambio, el día a día de un jugador profesional de poker es muy diferente: por lo general sabe a qué hora va a comenzar su jornada laboral pero nunca cuándo va a terminar. Las jornadas exhaustivas, con mucha acumulación de estrés, hacen que si no estamos preparados físicamente y psicológicamente, todo se transforme en una pesadilla.

Un jugador puede pasarse entre 12 y 15 horas jugando, tanto en vivo como online, durante las que atraviesa situaciones difíciles, momentos de altas tensiones en los que hay que tomar decisiones exactas, mantener la concentración, manejar la paciencia y hasta quizás no entrar en una sola mano durante decenas de minutos. Y si a este combo le sumamos la presión por los miles de dólares que suelen haber en juego, la faena puede ser difícil de soportar.

Franco Spitale, uno de los que sufrió las maratónicas sesiones

La jornada laboral normal estipula 8 horas diarias, sin embargo en el poker mundial, por lo general, los torneos exceden cómodamente esta cantidad de tiempo. Los demás deportes, en tanto, tienen un promedio de entre 2 y 3 horas de duración. Claramente el poker sobrepasa las normas

Estas andanzas maratónicas terminan siendo perjudiciales para la toma de decisiones. Un jugador no tiene la misma frialdad, templanza y capacidad de análisis en las primeras manos que después de cientos de cruces. No sólo afecta al juego en sí, sino que también se puede ver afectada la salud.

Sin ir más lejos, hace unas semanas el regular Franco Spitale  sufrió una descompensación luego de haber estado batallando durante más de 15 horas en Rosario. “Me agarró cansancio, me bajó la presión”, declaró el marplatense, que tuvo que postergar la definición.

Para poder lidiar con estas arduas jornadas, suelen ser fundamentales cuatro aspectos: la alimentación, la meditación, la postura corporal y el descanso.

  • Alimentación. Debe estar basada en hidratos de carbono, ya que son un combustible importante para mantenernos con fuerzas. Pero también necesitaremos ingerir vitaminas, minerales, proteínas y grasas para estar en óptimas condiciones.
  • Meditación. Durante los descansos se recomienda realizar un Mindfulness de al menos 5 minutos para poder relajar, distender, mantener la concentración y seguir en busca del objetivo.
  • Postura corporal. En la mesa -online o en vivo-, cómo nos sentamos juega un rol fundamental ya que deberíamos estar erguidos, con los pies en el suelo y con la columna contra la parte posterior de la silla. El cuello debe permanecer flexible y deberías moverlo y estirarlo cuando sea necesario.
  • Descanso. Debe ser placentero y profundo para despertarte de una manera más positiva y de buen humor. Además, nos proveerá energía y estimulará el rendimiento en las mesas.

Con estos consejos, el próximo torneo puede llegar a ser más llevadero y quizás hasta obtengas un trofeo de campeón. Así que: a ponerlos en práctica porque no hacerlo puede ser aún peor…

Foto de portada: PokerNews.

¿Quieres enterarte primero de todo lo que sucede en el mundo del poker? CodigoPoker te brinda la mejor información minuto a minuto en tu social media. Síguenos en Facebook, Twitter, Youtube y Google

NOTICIAS MÁS LEIDAS Presentadas por